P. I. Can Petit C/ Puigbarral nave nº 34I 08227 Terrassa-Barcelona (España)

De la grasa a la tinta: La importancia del engrase centralizado en la industria de la imprenta

Diseño-sin-título-(9)

 

Celebrando el día del libro descubrimos como el engrase automático mantiene en movimiento la industria editorial. 

¿Con esto que queremos decir?

Los sistemas de lubricación automática están instalados en prácticamente todo tipo de maquinaria de la industria de la impresión. Los rodamientos del cilindro principal,  rodamientos de rodillos y los controles de curvatura de estas máquinas se lubrican con aceite o grasa. Este tipo de sistema es fundamental para mantener en movimiento fluido de la maquinaria, reducir los tiempos de parada y mejorar el funcionamiento. 

Cabe destacar que de implantar un sistema de engrase en estas máquinas consigues estos beneficios:

  1. Reducción del desgaste: Al garantizar que todas las partes móviles de la máquina estén correctamente lubricadas, se reduce el desgaste y la fricción, lo que prolonga la vida útil.
  2. Aumento de la eficiencia: Un sistema de engrase centralizado garantiza que todas las partes móviles reciban la cantidad adecuada de lubricante en el momento adecuado, lo que mejora el rendimiento y la eficiencia de la máquina.
  3. Reducción de costos de mantenimiento: Al tener un sistema automatizado de engrase centralizado, se reducen los costos de mantenimiento ya que se evitan reparaciones costosas debido al desgaste prematuro de sus piezas.
  4. Mejora en la seguridad: Al garantizar que las partes móviles estén correctamente lubricadas, se reduce el riesgo de accidentes laborales y averías en la maquinaria. Así que contribuye a un entorno laboral más seguro.
  5. Facilidad de mantenimiento: Un sistema de engrase centralizado facilita el mantenimiento de la maquinaria. Permite programar la lubricación de forma automática y realizar un seguimiento de los niveles de lubricante de manera más eficiente.

En el sector de la impresión, se suelen emplear dos tipos de sistemas de lubricación dependiendo del tamaño de la máquina. Para máquinas de pequeñas y grandes dimensiones, se utilizan sistemas volumétricos de aceite y grasa que se combinan con bombas automáticas controladas por el panel de la máquina. En cambio, para máquinas e instalaciones de medias y grandes dimensiones, como impresoras multicolores de rotograbado, se utilizan sistemas progresivos de grasa. Estos sistemas cuentan con un dosificador progresivo para cada sección y permiten una puesta en marcha independiente. Además, un elemento de control ubicado en el circuito permite identificar cualquier anomalía que pueda surgir.

Ofrecemos múltiples soluciones para el sector de la imprenta. Nuestros equipos para la lubricación garantizan la duración de la máquina y eliminan los tiempos muertos, cualquier duda puedes contactar con nuestro equipo técnico